Menu

Ingresar

¿No estás registrado?

Registrate

Conectate con nosotros

Llevaron al cementerio un fallecido sin avisarle a la familia que radicó la denuncia en la Fiscalía

Hay una familia indignada detrás de la muerte del conocido vecino Luis “Pampa” Ballesteros, quien falleció días atrás y lo llevaron al cementerio sin que la familia supiera. La desesperación de un hijo, hizo que pudieran dar cristiana sepultura como lo habían programado. El frío y duro protocolo de estos casos en tiempos de pandemia.

20 de Junio de 2020 • 09:33

El periodista local Marcelo Melo, en su portal de noticias Datoposta, daba a conocer el pasado 18 de junio la noticia que en nuestra ciudad estaban llevando personas fallecidas al cementerio, sin avisarle a sus familiares y en dicha nota, se conoció el caso Ballesteros, que en las últimas horas se supo está en la justicia, en manos de la Fiscalía local, que deberá investigar lo ocurrido.

“Pampa” Ballesteros era un conocido vecino de nuestra ciudad, porque fue un hombre muy ligado al fútbol y posteriormente a la bochas, deportes que eran su pasión y además portador de un apellido queridísimo en la ciudad. Tenía muchos problemas de salud por su edad y fue internado en la Clínica Nueva Cruz Azul el pasado domingo 14 de junio.

Según relató uno de sus hijos al periodista, más allá de sus problemas, a su padre se le hace un hisopado para enviar a analizar y descartar que tuviese coronavirus por algunos síntomas febriles que presentaba, aunque su enfermedad de base era otra y a la espera de un resultado negativo por covid 19.

Su padre posteriormente y por sus complicaciones de salud es derivado a la terapia intensiva y en la noche del domingo y primeras horas del lunes 15 se produce su deceso; para lo cual ese lunes a la mañana la familia comenzó a realizar los trámites con la cochería para su traslado al cementerio, pero a partir de aquí la situación se tornó más dramática para ellos en el momento de dolor que estaban atravesando.

Cuenta el hijo de “Pampa” en la nota, que le avisaron de la cochería que no podía retirar el cuerpo de su padre, porque no estaban aún los resultados de los hisopados y que debían esperar entre 24 y 48 horas para que se lo entreguen. El martes 16 a las 16 horas se enteran que ése día a las 10 de la mañana, su padre había sido llevado al cementerio para ser enterrado.

El drama de su relato sobre todo lo que tuvo que padecer en el lugar para identificar a su padre, que se encontraba en una fosa y en bolsas es de un dolor que él mismo señaló no deseárselo ni a su peor enemigo. “Pepe” Ballesteros, confirmó al medio que posteriormente supo que su padre, no tenía coronavirus y finalmente pudieron dar sepultura en un nicho, tal cual lo habían hablado con la casa funeraria. “Si no me movía rápidamente, iban a enterrar a mi papá sin habernos avisado”.

En las últimas horas, en el programa que conduce Oscar Pozzi en Radio Universo, el hijo del fallecido Luis “Pampa” Ballesteros, confirmó que ante esta situación fue radicada la denuncia. Eduardo confirmó que lo hizo ante la Fiscalía N° 6 a cargo del Dr. Luis Carcagno el pasado 17 de junio para que se investigue la responsabilidad del caso, aunque la familia señala al centro de salud como máximo responsable por no haberles avisado lo que había sucedido con los restos de su padre.

Es tendencia
Puede Interesarte
Más Noticias