MercedesYA

pobreza en argentinabariloche

DON ORIONE YA ES SANTO

Don Orione, el sacerdote piamontés reconocido por las obras realizadas en Argentina y otros países latinoamericanos, fue proclamado santo por el papa Juan Pablo II, durante la ceremonia de canonización realizada en Ciudad del Vaticano.

Por Sergio Maineri
DON ORIONE YA ES SANTO

Mas de 30000 “oionistas” presenciaron la ceremonia en la Plaza principal

La ceremonia fue presenciada por más de 30.000 peregrinos “orionitas” de todo el mundo, entre los que se encontraban unos 200 argentinos.
Mientras en el Vaticano el Papa santificaba a Don Orione y a cinco sacerdotes más de distintas nacionalidades, orionitas de todo el país y de distintas regiones de Latinoamérica, celebraron con entusiasmo la canonización de quien fuera llamado por el papa Pío XII “padre de los pobres e insigne benefactor de la humanidad dolorida y abandonada”.
Desde distintas localidades del conurbano bonaerense y del país, como Córdoba, Mendoza, Tucumán, Resistencia, Bariloche; y desde Paraguay, Brasil, Chile y México, entre las 32 naciones donde está presente la orden orionita, se siguió paso a paso las imágenes de la canonización llegadas desde el Vaticano, en medio de un clima de festejo y alegría.
Pero es la localidad bonaerense de Claypole, donde se encuentra desde el 2000 el corazón de Luigi Orione, el lugar donde se dieron cita todas las comunidades de Capital y Gran Buenos Aires para celebrar la santificación de Don Orione y realizar una multitudinaria misa de acción de gracias.
Luigi Orione fundó la Pequeña Obra de la Divina Providencia y realizó obras en Europa y Sudamérica, en particular en Argentina, Brasil, Uruguay, Chile. Pero fue a la Argentina a la que consideró como su segunda patria. Había nacido en Italia en 1872 y tras su intensa obra misionera, en la que creó cotolengos y hogares, recorriendo una humanidad sin fronteras, se fue de la Argentina en 1937, oportunidad en que prometió volver “vivo o muerto”.
Tres años después moría en San Remo y cuarenta más tarde era beatificado por Juan Pablo II, pero se concretó su sueño cuando en el 2000 su corazón se quedó definitivamente en suelo argentino. Orione, quien fuera alumno de Don Bosco, fue definido hoy por el Papa como “el hombre de la caridad sin confines”, como el sacerdote que estaba convencido de que solamente “con la caridad, con el amor, se podía conquistar al mundo”.
Durante la ceremonia del Vaticano se recordó que el milagro reconocido a Don Orione para su canonización fue la curación inexplicable de un anciano que tenía un tumor en los pulmones. Su santificación fue votada por unanimidad por el consejo superior de médicos del Vaticano y por las comisiones de teólogos y cardenales.
Del mismo modo, el Papa canonizó a los italianos Annibale Maria di Francia (1851-1927), Paola Elisabetta Cerioli (1816-1865) y Gianna Beretta Molla, al sacerdote español José Manyanet y Vives y al libanés Nimatullah Al Hardini (1809-1858).-

Fuente: Crónica

pobreza en argentinabarilochemilagrochilebrasilmexicomendoza uruguaycordoba
También podría interesarte
EL ARZOBISPO DE MERCEDES -LUJAN, MSR RUBEN DI MONTE MANIFESTO QUE “EL PAIS ESTA EN PELIGRO”HABRA SIETE PROVINCIAS CON UN HORARIO DISTINTO AL NACIONAL
Mirta y Maradona: un sólo corazónPor qué el 7 de agosto es la Fiesta de San Cayetano
Menu

Ingresar

¿No estás registrado?

Registrate

Conectate con nosotros

FacebookInstagramTwitter